Post pataleta: Gallardón me debe dinero

Aviso, éste es un post-pataleta. El que no quiera leerlo, que siga con sus cosas :).

Todo comenzó cuando nos mudamos a Aranda. Ahí coincidieron dos hechos: por un lado cancelamos la cuenta que usábamos en la BBK (porque ni teníamos ya hipoteca con ellos, ni ellos tenían una oficina a 100 kilómetros a la redonda de Aranda ni nos daban ninguna facilidad). Por otro, había que domiciliar los coches en el Ayuntamiento de Aranda para que el Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica lo cobrasen aquí y no en Madrid (donde lo tenía domiciliado para que lo cobrasen automáticamente contra la cuenta corriente).

El caso es que el trámite del ayuntamiento lo fui dejando… hasta que me di cuenta de que el IVTM de 2008 me lo iba a cobrar el Ayuntamiento de Madrid (bueno, tampoco pasaba nada) y, lo que es peor, lo iba a pasar a una cuenta que había sido cancelada.

Así que, como soy un buen ciudadano, llamé para informarme al 010. “Pague usted los recibos a mano, y automáticamente se anula la domiciliación”. Vale, eso hice; pagué los recibos mediante tarjeta de crédito (para eso la web del Ayuntamiento de Madrid funciona estupendamente, la verdad), y pensé que ya estaba todo hecho.

Pues no. Resulta que, cuando pasa el tiempo, descubro que a pesar de haber pagado ya, no se habían anulado las domiciliaciones y que me habían pasado el recibo. Y que, aunque la cuenta había sido cancelada, como todavía tenía otra cuenta en la BBK, habían decidido cargarlo contra esa (sin preguntar, claro). Conclusión, que había pagado por partida doble los recibos. Esto era junio de 2008, aunque yo no me di cuenta porque daba ese asunto por resuelto y porque la cuenta de la BBK era residual y no la tenía controlada (se suponía que estaba ahí sin actividad ninguna).

El caso es que allá por octubre, recibo una nota del Ayuntamiento de Madrid indicándome (muy honrados ellos) que me habían cobrado por duplicado, e indicándome el procedimiento para solicitar la devolución de los recibos. Ahí fue donde descubrí todo el pastel, comprobé las cuentas de la BBK… en fin, “minicabreo” pero bueno, no pasa nada, culpa mía también por no haber estado más atento, y al fin y al cabo ellos me han avisado…

El 7 de noviembre presenté a la Agencia Tributaria de Madrid los impresos para que me hicieran la devolución. Y hasta hoy.

Hoy, cuatro meses después, he llamado al 010 para ver si me decían cómo estaba la cosa. La chica que me ha atendido (por cierto, el 010 suele funcionar bastante bien) me dice que ellos no pueden consultar el estado de esa gestión… pero que saben que lo normal es que “tarden mucho”. “O sea, que mis cuatro meses no son nada extraordinario” “No, por lo que sabemos aquí suelen tardar, igual seis meses…” “Ya, ya… pues nada, qué le vamos a hacer” “Sí, para las devoluciones los plazos son largos” “Ya, que para cobrar bien que se dan prisa pero para devolver no tanto, ¿no?” “Jeje, sí, eso, yo no lo podía decir, pero vamos, eso”.

En fin. Ya lo estoy viendo. Llegará junio y no me habrán devuelto mi dinero, que se habrá pasado un año entero en las arcas del Ayuntamiento en vez de en mi bolsillo de donde, para empezar, nunca debería haber salido…

Contenido relacionado:

Continue Reading