¿Qué puedes hacer tú?

El otro día, durante la animada discusión que siguió a mi post sobre la reforma laboral, surgieron varios temas colaterales. Y hay uno que a mí me parece clave: la importancia de la actitud personal ante las situaciones de dificultad.

Yo propugnaba, y propugno, que cada uno de nosotros somos los principales responsables de las decisiones que tomamos. Y que no debemos evadirnos de esa responsabilidad, descargándola en otros (sean los padres, la sociedad, el gobierno, la vida que es una puta mierda, etc.). Obviamente no todos recibimos las mismas cartas cuando nacemos; pero todos recibimos por igual la capacidad de jugar esa mano que nos ha tocado. Me sorprende ver gente que argumenta que no, que “eso no es cosa mía”, “que se ocupen otros”, no soy capaz de entender ese razonamiento. ¿Quién se va a ocupar de ti, sino tú mismo?

En este mismo sentido, hoy he tenido conocimiento de una iniciativa, “Esto sólo lo arreglamos entre todos“. Enmarcada en el contexto de la crisis, viene a decir que sólo saldremos de ella si cada uno nos ponemos a arrimar el hombro, a tirar del carro en la medida en que podamos. Y para ello pretende reunir ejemplos, historias que nos inspiren, buenas noticias que nos den confianza.

Me gusta el concepto. Incluso lo llevaría más lejos, fuera de la idea de la “crisis”. Porque al final estamos hablando de una crisis macroeconómica (que si deuda, que si cifras del paro, que si déficit…), pero lo que importa de verdad son las crisis a nivel microeconómico, los tiempos de dificultad que a cada uno (por distintas circunstancias, e independientemente de cómo vayan las cosas a nivel general) nos toca afrontar a lo largo de nuestra vida.

Cierro con esta frase de un video de El Langui, que se puede encontrar en esta web:

“Te lo pueden estar diciendo contínuamente, pero tú eres el único que puede cambiar tu actitud. A mí me costó encaminarme, pero al final lo conseguí, y creo que si lo he conseguido yo por qué no va a poder conseguirlo más gente.”

También en

Raúl Hernández González

Soy Raúl, el autor desde 2004 de este blog sobre desarrollo personal y profesional. ¿Te ha resultado interesante el artículo? Explora una selección con lo mejor que he publicado en estos años.

¡Y si te suscribes podrás seguir recibiendo más reflexiones y herramientas útiles para ti!

También en

Latest posts by Raúl Hernández González (see all)

20 comentarios en “¿Qué puedes hacer tú?

  1. Estoy en general de acuerdo con el razonamiento de tu post. Me gustaría añadir un matiz si me lo permites.

    He oído varias veces el símil de “cada uno recibe unas cartas distintas, pero todos tenemos una capacidad idéntica de jugar esa mano”. Me parece que no es un buen símil. Si estás en el mus y te toca 4,5,6 y 7, mal vas si tus contrarios llevan ambos dúples altos con 31. Por muy bien que quieras jugar, por muy proactivo que seas y por mucha automotivación que juntes, te llevas la de chica y gracias.

    Un saludo.

  2. La actitud personal es fundamental para superar cualquier contratiempo. Y lo más importante es no caer en lo que psicología se llama “el juego de la salvación”, que siempre acaba en conflicto.

    No obstante, esta afirmación me parece una falacia: “No todos recibimos las mismas cartas cuando nacemos; pero todos recibimos por igual la capacidad de jugar esa mano que nos ha tocado”.

    En absoluto creo que todos tengamos la misma capacidad de jugar nuestras cartas. La inteligencia juega un papel importante en la forma en que jugamos nuestras cartas y no todos nacemos con la misma habilidad para ello.

    Aparte de que habría que cuantificar qué porcentaje de influencia en el resultado final del juego tienen las cartas que recibes y tu habilidad para jugarlas. Igual es el 50%. Desde luego creo que el hijo de dos drogadictos de las Barranquillas tiene poquísimas posibilidades de jugar mano alguna contra el hijo de José María Aznar, aunque llegará más lejos que cualquiera de los demás hijos de drogadictos si tiene esa actitud personal de superación.

    Entre todos es una bonita utopía, aunque siempre hay alguien que va a hacer como que rema, pero sin remar. ¿Eso cómo se soluciona?

  3. Justo yo estoy en un proceso de cambio de actitud. No sé dónde lei sobre el cambio de actitud, y lo explicabann de una manera muy gráfica que no he olvidado, y que cada vez que me asaltan los pensamientos negativos me ayuda a volver al buen camino: un jugador de baloncesto que siempre bota la pelota con la mano derecha te dirá que no sabe hacerlo con la mano izquierda. Lo cual es falso, simplemente no lo ha hecho el suficiente número de veces (¿cuántas veces habrá botado con la mano derecha para ser tan diestro como lo es ahora?). Piensa positivamente, la maestría es cuestión de repetición y persistencia. O como diría Arístoteles, las virtudes son hábitos.

  4. Creo q comparar al hijo de aznar con el hijo de los drogadictos es un enfoque erroneo. Lo importante es si el hijo de los drogadictos tiene herramientas para salir adelante en la vida y creo que en este pais las tiene.

  5. Yo estoy de acuerdo con que el esfuerzo personal contribuye en gran medida a que se vaya a salir la crisis, pero esta iniciativa me parece falaz en el sentido de que olvida que sin reformas estructurales (enfoque macro v enfoque micro) desde el gobierno es imposible sacar a Espana adelante. Esto es lo mismo que se ve a diario en todas las empresas – si la iniciativa no viene “desde arriba”, no se llega a ejecutar nunca.
    Yo creo que lo que hace el gobierno y sus afines con estas iniciativas es echar balones fuera y descargar la responsabilidad que ellos tienen en gran medida en el ciudadano de a pie…

  6. mmm, muchas veces pienso que la lógica de “El sueño americano” es la vendida de moto más grande de la historia.

    La diferencia entre el reparto de cartas (y no hablo de las geneticas) entre unos y otros es tan abismal que hablar de justicia, buena voluntad y “todos”… es un engaño como una catedral.

    En el caso de la campaña esta… nunca habia visto una forma más espectacular de poner de manifiesto lo de “privatización de los benfecios, socialización de las perdidas”.. Frase que es la crisis contada en crudo.

    Dicho todo esto, tambien explico que a uno no le falta ilusión para seguir luchando y buscarse la vida. Pero, leñe, bastante lejos de la ingenuidad, porfa.

  7. Yo lo que digo es que, al final, más le vale a cada uno ponerse las pilas y ser el que más se preocupe de su propio destino. Porque si el plan pasa por quedarse esperando a que alguien venga a solucionarle la papeleta, lo lleva crudo. Y no entro en si otros “deberían” o “no deberían” arreglar nada; digo que “a Dios rogando y con el mazo dando”.

    Y ahí no hay “ingenuidad” ninguna. Más bien al contrario: una dosis de realidad pura y dura. Nadie te va a sacar las castañas del fuego. Así que espabílate y ponte tú a sacarlas, porque si te quedas esperando (y protestando, y refunfuñando, y “esto que lo arregle quien lo ha estropeado”) estás jodido.

    Y ésa es la connotación de la campaña que me gusta. Por eso he destacado las palabras de El Langui, un tío con unas dificultades físicas más que notables y que, pese a ello, ha tirado para adelante. Se podía haber quedado en un rincón protestando por la injusticia de la vida, o esperando a que el Estado le solucionase las cosas, “esto que lo arregle quien sea, que no es culpa mía”. Pero en lugar de eso, apretó los dientes y peleó. Nadie te asegura que vaya a salir bien; lo que sí es seguro es que, si no haces nada, no vas a ningún sitio.

  8. Básicamente estoy de acuerdo con sus comentarios. También creo que la actitud personal es fundamental es la salida de las dificultades. Lógicamente siempre pueden haber matices en contra, pero todavía no los he descubierto.
    En relación con la campaña mediática del “esto sólo lo arreglamos entre todos”, en principio me parece loable e innovadora y siento cierta expectación ante ella. No obstante hay varios aspectos que me desconciertan. En primer lugar, lo que más me sorprende es que sean capaces de gastarse dinero en publicidad típica: televisión, radio, prensa, cartelería (el despliegue es propio de cualquier empresa privada). Realmente, hoy por hoy, si una iniciativa es realmente innovadora, con ingenio, y tiene unas intenciones altruístas, no debería necesitar este soporte mediático, sino que le valdría el boca a boca y la red para expandirse. (aunque el ritmo de propagación fuera más lento).Creo que internet ayuda a que las buenas ideas fluyan, independientemente de los medios económicos de que se disponga.
    En segundo lugar, sólo de refilón, me pareció entender en la televisión que la campaña tenía la iniciativa, o cuanto menos el soporte, de las cámaras de comercio. Esto no lo he contrastado en más informaciones. Ni siquiera en la propia web (quiénes somos), creo que se hace mención. Por lo que tengo ciertas dudas sobre quién está detrás realmente de esta iniciativa. Esto, en realidad, es irrelevante en cuanto a las bondades de la iniciativa, pero añadiría transparencia. Agradecería información a este respecto.

  9. Acabo de releer el “quiénes somos” y si hace mención a las cámaras de comercio. Mea culpa.

  10. Deacuerdo, Raúl, sin ingenuidad lo que quieras.

    Hay que buscarse la vida y ponerle ganas y alegria, of course, porque NOHAYOTRA (y NUNCA la habrá).

    Pero, ojito, esta campaña la pagan (4M€) entre otros:
    Telefónica
    Iberia, l
    Corte Inglés,
    BBVA,
    Banco Santander,
    La Caixa,
    Caja Madrid,
    Repsol,
    Cepsa,
    Endesa,
    Iberdrola,
    Red Eléctrica,
    Mapfre,
    Renfe,
    Abertis,
    Mercadona,
    Indra y
    la patronal de la construcción, Seopan.

    Creo que todos estos no son de los que han estado “colaborando” conmigo (nosotros) para que ahora me pidan nosequé.

    Sinceramente y parafraseando a Marc Vidal en uno de sus ultimos posts:”quiero que paguen sus culpas todos los que se han cargado el futuro de mi hijo”
    http://www.marcvidal.cat/espanol/2010/03/las-fuentes-oficiales.html

    saludos

    PD: aprovecho para mostrarte mi admiración y todo eso, en serio, te sigo desde hace tiempo y la tuya me parece una actitud genial.

  11. @ Sancho: Vaya, o sea que ahora la culpa de la crisis la tienen las empresas!! Puedes explicarme por qué?

  12. @ HsP: osti!!
    la patronal de la construcción!! es una de los principales CULPABLES de la burbuja inmobiliaria que nos ha llevado hasta aquí.

    Los Bancos (BBVA, Santander, La Caixa, CajaMadrid,…) son unos de los principales culpables de la burbuja inmobiliaria que nos ha llevado hasta aquí.

    El resto de empresas supongo que son de la CEOE, esa entidad que hace unos dias propuso contratos para jovenes SIN paro, SIN ss, y SIN indemnización… que esa misma gente venga a pedirme que lo arreglemos entre “todos” tiene su miga ¿y ellos que ponen?.

    En fin, insisto, que sé que tengo que poner de mi parte y lo voy a hacer porque siempre lo he hecho y porque no tengo otra. Pero, por favor, no me pidan que mire para otro lado. Esto sigue siendo una merienda de negros (siempre lo ha sido) y lo que se está discutiendo es quien paga el pato. Todos estos lo tienen muy claro y quieren que lo pague yo (nosotros). ¿El sentimiento no puede ser reciproco?

    Insisto, la clave: “Privatización de los beneficios y socialización de las perdidas”

    saludos

  13. Lo de la “privatización de los beneficios y socialización de las pérdidas” es una falacia demagógica del tamaño de un castillo. ¿Cuánto contribuyen todas esas empresas malvadas a las arcas del Estado cada año? ¿Cuántos empleados mantienen con sus salarios y su seguridad social? Porque parece que cuando una empresa tiene beneficios sólo es para que sus accionistas y sus directivos engorden sus bolsillos. Como si no pagasen impuestos. Como si no pagasen sueldos. Como si no pagasen seguridad social.

    Pero en fin, ése es otro debate. A mí me gusta el mensaje de la campaña. Lo cual no quiera decir que me guste TODO lo relacionado con la campaña. Pero el mensaje sí, aunque lo dijese el mismísimo diablo con cuernos y rabo, diría “pues estoy de acuerdo”. Y eso era lo que quería reflejar con mi post.

  14. Sancho, en respuesta a tu pregunta de ¿y ellos qué ponen?. Si hacemos caso a tu propia información, 4 millones de €. Otra cosa será si es “adecuado”, que con la que está cayendo, se dediquen esos fondos a esos menesteres o no. Habrá opiniones contrapuestas, seguro. Por otra parte, respecto al grado de culpabilidad o no de las empresas, aunque tienes cierta parte de razón porque son empresas financieras o relacionadas con construcción, no se debería generalizar (no sé si tu lo haces), porque el grueso del empresariado español son pymes, que poca culpa creo que tengan. Yo, más que culpables, buscaría soluciones, y a lo mejor esta iniciativa, venga de donde venga, igual sirve de algo. Y si además la financian los supuestos culpables, pues mejor.
    Pido disculpas si me he entrometido en tu cambio de impresiones con Hombre sin personalidad.

  15. Hola,

    Dices: “..la importancia de la actitud personal ante las situaciones de dificultad….”

    Muy de acuerdo, aunque añado que eso no es todo.
    Me gustaría que las personas formásemos más piña común.
    Tu que vives en Aranda deberías notarlo, por ejemplo dilaciones fuera de lo habitual en sanidad como rehabilitación. ¿y por qué? porque están subcontratando operaciones de traumatología, pero no aumentan en propoción el siguiente servicio en la cadena (Rehabilitación) por consiguiente se forma cuello de botella, te sugieren que reclames al Sacyl. ¿Cuantos usuarios de verdad hacen la reclamación? cuatro gatos de los muchos a los que se les sugiere.

    Entonces como van los responsable (imprevisores de la medida) a corregirla si casi nadie se queja.

    Yo reclame cierto problema, y desde instacias centrales me llamaron por teléfono, me mandaron una carta asegurandome que se había resulto el problema, y de paso me agradecieron la queja, ya que podía haber causado una desgracia y una posible demanda.

    Si Yo puedo hacerlo, los demás también, que no muerden.

    Estamos por aquí poco acostumbrados a primero exigir lo que corresponde (lo cual es un ejercicio de corresponsabilidad).
    Y segundo no nos unimos para resolver los problemas, un exceso de individualismo, un “cada buey que se lama su rabo.” me parece fatal.

    Falta valor, pero mucho quejarse y poco hacer me parece a mi.

    Y por supuesto al que tenga iniciativas apoyarle y dar crítica constructiva, para criticar por que sí sobra gente.

    Por tanto responsabilizarse de uno mismo, y unirse en causas comunes para hacer fuerza.

    Saludos.

Deja un comentario