Proveedores orientales, ¿sí o no?

A la hora de plantear mi tienda online, una de las cuestiones que tuve que plantearme era dónde iba a aprovisionarme. Hay un elemento que tengo que adquirir, y se me planteaban dos grandes opciones: ¿un proveedor nacional, o un proveedor “del lejano oriente”? No tenía ningún prejuicio a priori, así que me puse a explorar posibilidades.

Para la alternativa nacional no me comí mucho la cabeza: búsqueda en Google, preselección en base a la “pinta” general, contacto para contar lo que quería y pedir presupuestos. La alternativa oriental, sin embargo, se presentaba más complicada: ¿cómo encontrar un proveedor? Y más importante… ¿cómo valorar su validez? Después de sondear a algunos contactos para ver si alguien tenía alguna referencia directa, acudí a Alibaba.com, una suerte de marketplace de proveedores orientales… fascinante.

Después de navegar durante un rato buscando proveedores uno a uno, hice uso de una opción que pone a tu disposición el sistema: tú haces una descripción de lo que buscas, y el sistema selecciona para ti una serie de proveedores que cree que se adaptan, y les envía automáticamente su petición. En cuestión de horas recibí decenas de contestaciones de India, China, Filipinas… algunas un poco peregrinas, pero también un puñado de ellas bastante solventes: incluso recibí una llamada de teléfono de un vendedor que, en un más que correcto castellano, se interesaba por mi petición. Después de unos intercambios de correos, tenía cinco o seis potenciales proveedores que me ofrecían una cierta sensación de seguridad. Y el precio… del orden de un 75-85% más barato que el proveedor nacional.

Sin embargo, al final opté por el proveedor nacional. Los motivos, sencillos: por un lado, para iniciar la actividad “con tiento” no puedo asumir unos aprovisionamientos exagerados, sino que necesito tiradas cortas. Y para tiradas cortas, el coste del transporte y de los trámites diluía en gran medida la ventaja en coste unitario del proveedor oriental. Por otro lado, las complejidades burocráticas (transporte, aduanas) derivadas de la importación (que supongo que todo es ponerse, y que la segunda vez que lo haces ya no es tan complejo) me echaban para atrás. También la flexibilidad en cuanto a tiempos de reposición era un tema relevante para mí (no es lo mismo tener producto en quince días que en dos meses). Y por último, aunque suene “paleto”, tener la sensación de que con un proveedor nacional me iba a entender mucho mejor a la hora de especificar el producto.

En definitiva, que opté por un proveedor nacional a sabiendas de que eso tiene un coste, pero (al menos inicialmente) estoy dispuesto a sacrificar parte del margen a cambio de sentirme más seguro. Más adelante, si la cosa sale bien, podré empezar a poner el pie en “tierras lejanas” y tener ahí una fuente de mejora de la eficiencia.

Un apunte adicional: percibí que la ventaja competitiva de los orientales no estaba únicamente en el precio de sus productos. Su actitud hacia el cliente, sus ganas de vender, dan mil vueltas a las de los proveedores nacionales. Mientras que en apenas unas horas disponía de decenas de ofertas, y recibí varios contactos reforzando el interés y poniéndose a mi disposición para lo que hiciera falta… los proveedores españoles tardaron días en responder (los que respondieron), la mayoría con respuestas vagas y poco interesadas (del tipo “te hago el favor de responderte, pero no molestes mucho”). Se nos comerán vivos.

También en

Raúl Hernández González

Soy Raúl, el autor desde 2004 de este blog sobre desarrollo personal y profesional. ¿Te ha resultado interesante el artículo? Explora una selección con lo mejor que he publicado en estos años.

¡Y si te suscribes podrás seguir recibiendo más reflexiones y herramientas útiles para ti!

También en

Latest posts by Raúl Hernández González (see all)

17 comentarios en “Proveedores orientales, ¿sí o no?

  1. No estás hablando de proveedores orientales o nacionales, sino de proveedores conocidos o no conocidos.

    Si te fueras de viaje a un “país oriental” con garantías jurídicas (Singapur, Japón), contactaras con proveedores locales y te dieran garantías, sería igual que con proveedores locales. Tienes riesgos, sí, como tienes con uno de Murcia, pero son limitados.

    Si contactas con un proveedor de Murcia usando solostocks, me da las mismas garantías que si contacto con un chino usando alibaba.

    No es cuestión de orientalidad, sino de garantías, tiempos y riesgo, como bien mencionas a mitad del post.

    Si me dices lo que buscas te pongo en contacto con empresas de Singapur mil veces más serias que las más serias de este país (lo digo en serio y con conocimiento del tema). Tan serias que ni se les ocurre pedir a nadie que si quieren pagar el IVA …..

    Y claro que se nos comerán vivos. Porque nos hemos dormido en los laureles hace muchos años.

  2. Eduardo, tienes razón. La cuestión es “tener mundo” para que esos lugares no te resulten “desconocidos” (ya ves que, para empezar, me refiero a todos ellos bajo un denominador común, cuando probablemente haya numerosísimas diferencias ya desde el país de origen). Y algo de experiencia en comercio internacional para no sentirse “perdido”. Ya asumo que tiene su punto “paleto”, y que es una desventaja por mi parte (porque dejo de acceder a proveedores más cualificados). Si sigo en este “negocio” a medio plazo, prometo ponerme las pilas. Y ya te daré la tabarra :D

  3. Opino que escogiendo al proveedor nacional minimizas tu riesgo y minimizas también tu tiempo de respuesta a la hora de recibir pedidos (una vez empieces).

    Aunque aún no tengo ni idea de que se trata el negocio, presumo que tu stock no podrá ser muy elevado, así que al principio, si todo va bien, empezarás vendiendo cantidades “pequeñas”.

    Lo que me dice la lógica, es que tiene sentido empezar con un proveedor nacional, y si posteriormente van bien las cosas, una vez puedas preveer cuanta cantidad necesitas, y puedas adquirir más stock, seguramente puedas aumentar tus márgenes símplemente cambiando de proveedor, a uno Chino.

    Otra historia es lo de saber escoger proveedor, imagino que lo mejor sería ir realizando pequeños pedidos (tal vez a la par que con el proveedor Español), y en un momento dado, cuando haya confianza, pues cambiarse de pleno.

    Finalmente, en cuanto a las aduanas, no tengo ni idea de como va, pero estoy seguro de que, como ocurre con muchas cosas en España, a nivel burocrático todo es un follón y un caos al principio, pero una vez te has metido y has pasado el “mal trago” inicial, la segunda ya lo tienes digerido y esos miedos iniciales se disipan.

    Un saludo!

  4. Depende de que productos los proveedores nacionales solo son un intermediario innecesario con los verdaderos proveedores que son orientales.

    Y que con la situación como estamos que un proveedor español de largas a un posible cliente… Y luego se quejaran de que no venden.
    No es que no vendan, es que no quieren vender.

  5. ¿Has valorado la opción del drop shipping operando con un proveedor oriental? Si encuentras uno de confianza, puede resultarte más cómodo al principio, sin la necesidad de preocuparte por el stock.

    Habría que ver los tiempos de entrega, pero creo que pueden llegar a ser realmente bajos.

    En españa creo que pixmania es la única empresa ofrece drop shipping, así que el proveedor tendrías que buscarlo fuera (http://www.pixmania-pro.com/entrega-directa-cliente-dropshipment-espana/eses_drop.html).

    Un saludo.

  6. Comparto tu impresión. Las veces que he usado Elance.com para solicitar algún servicio me han llovido ofertas “orientales”. Y por ahora las experiencias han sido todas positivas: rápidos y cumplidores (y baratos).

  7. No. Digo que en general encontré un porcentaje mucho mayor de respuestas positivas entre los de fuera que en los de aquí. Lógicamente, confío en uno de los que sí me dieron una respuesta mínimamente aceptable (bastante buena, he de decir)=.

  8. Yo tengo proveedor fuera, y porque no he llegado todavía a “La Fuente” en china, pero ya llegaré. El asunto patrio me toca las narices, total, ya pago en aduanas cada vez que llega un paquete.

    Medinilla como siempre: haciendo amigos ;)

  9. Yo llevó bastante tiempo trabajando con proveedores chinos y estoy de acuerdo en que los que más choca no es su precio sino sus ganas para trabajar. Busca aquí a un proveedor para industrializar algo y ya puedes esperarte sentado. Lo consigues más rápido cogiendo un avión a Hong-Kong y visitando proveedores por allí.

    Lo único que hay que vigilar con alibaba es que muchas veces los proveedores no son los fabricantes sino “traders” y ellos lo único que hacen es llevarse margen, normalmente en cuanto haya algún problema se lavarán las manos.

    Yo lo que te recomiendo es que cuando tengas volumen, los contactes por alibaba y luego hagas un viaje de una semana para conocerlos mejor. Lo que te ahorraras en problemas pagará el viaje de sobras.

  10. yo estoy en el mismo barco.

    Lleva mucho tiempo asegurar ventas con chinos y hay muchos fraudes. sin embargo el fraude es que en españa mis proveedores me piden facturaciones de 30.000 € al mes (inalcanzable para mi ahora mismo y de momento nunca) solo por cederme su base de datos para implementar una web, sin tener en cuenta que cada proveedor tiene una politica de portes y garantias diferente.

    Otros te montan la tienda en base a su stock y referencias cobrandote 3000€ anuales. Tiene guasa.

    Teniendo en cuenta que les vas a comprar y que es un fichero que han de mantener a diario para si mismos se hace incomprensible estas actitudes.

    Los chinos son mas fenicios, llevan la venta en las venas pero siguen siendo muy desleales. como llegue uno con la pasta y pague mas le sirven a el el pedido que te han fabricado a ti y a ti te hacen esperar o te hacen cambiar la producción. Lo se de buena tinta. Eso si no te hacen maletines de 15,4″ y te llegan que solo entran de 15″. ¿que haces los vuelves a mandar a china? .

    cuidadin, el margen puede hacer que el riesgo valga la pena.

    Aduanas, para que estan los agentes? te cobraran desde luego pero es un gasto a asumir en el extenso margen que china da.

    El problema es que los chinos especulan tambien con el precio del porte. Yo he tenido diferencias abismales, te cuelan 2$ mas por articulo o mas.

    hablo desde la experiencia de compra a china sin haber ido a china a estudiar estos pormenores.

    La clave es dar con alguien serio que te quiera y que te sirva. Que sea honesto y vaya bien de precio. Esto no es tan facil como se antoja en alibaba pero cuando se da con uno que valga la pena sea trader o no ¡¡¡¡no le solteis!!!

    esto es cuestion de meter horas y mas horas

    Suerte

Deja un comentario