La broma de Wyoming y los inocentes perpetuos

Antecedentes:

“El intermedio” es un programa de laSexta presentado por El Gran Wyoming. “Más se perdió en Cuba” es un programa de Intereconomía presentado por… no sé quién, y viene a dar igual. El caso es que los últimos (tirando a “derechosos”) y los primeros (tirando a “izquierdosos”) llevan enzarzados durante un tiempo, despreciándose públicamente con más o menos gracia a base de videos y puyazos cruzados. Unos y otros se desprecian, fundamentalmente, por lo que representan: a los “derechosos” no les gustan los “izquierdosos”, y viceversa (así nos luce el pelo, por cierto).

Los hechos:

Hace unos días, el programa “derechoso” publica un video aparentemente grabado con un móvil durante unos ensayos en el programa “izquierdoso”, en el que el Wyoming echaba una descomunal bronca a una becaria. En internet se distribuye como la pólvora, se debate si será verdad o no… y resultó que no, que era una treta preparada por los “izquierdosos” para hacer quedar mal a los “derechosos” (en la que cayeron de boca, todo sea dicho de paso).

Mi conclusión:

No me ha gustado la historia. No tiene nada que ver con si unos son “izquierdosos” y otros “derechosos”, ni con el propio contenido del video, ni en si es denigrante ni nada por el estilo sino por el nivel al que se ha llevado la manipulación. Como dicen en este comentario, “esto rompe una barrera y a partir de ahora todo vale. No os extrañe que nos encontremos revienta-programas cada dos por tres con el afan de ridiculizar al contrario.” Y me explico.

El argumento:

La justificación que han dado los de El Intermedio para todo esto era que querían “cazar” a los otros con un señuelo para demostrar que no verifican sus fuentes, que vaya periodistas que están hechos, etc. Y esto es lo que a mí no me gusta, porque me parece un argumento retorcible hasta límites insospechados.

Si nos ponemos a crear señuelos para que otros piquen, y tenemos recursos suficientes… podemos crear un señuelo tan grande como sea necesario. Imaginemos que “los otros” en vez de lanzarse a poner el video (babeando de gusto por haber “pillado” a su archienemigo) se dedican a contrastar fuentes (más allá de un video que están viendo con sus propios ojos, que ya es contrastar). Imaginemos que buscan a la becaria… y ésta, que está en el ajo, ¿qué va a decir? “Es verdad, me humilló, fue horrible”, y a seguir engordando el señuelo. Vale, no es suficiente, sigamos contrastando. Wyoming no contesta al teléfono, pero sí el director del programa, que también está en el ajo, ¿qué va a decir? “Fue un momento difícil, pero Wyoming tiene ese caracter de vez en cuando”… Vale, imaginemos que tampoco aun así se da por válido, se contacta con los directivos de la cadena que dicen que “están pensando en tomar medidas contra Wyoming”. En este punto deciden que la información está suficientemente contrastada y publican, y en ese momento salen todos los de laSexta (el Wyoming, la becaria, el director del programa, el directivo de la cadena…) diciendo “¡ah, era un montaje y habéis picado!”

No sé si se me entiende por dónde voy. Si el objetivo es crear un señuelo para que otros piquen, no hay sistema razonable de verificación de fuentes que lo detecte, porque por cada verificación se puede poner engordar un poquito más el señuelo metiendo a más gente en el ajo. ¿Cómo funcionan las bromas de “Inocente, Inocente”? Creando un entorno artificial en el que todo lo que rodea al “puteado” (el escenario, la gente que le rodea que en realidad son todos actores, incluso sus propios amigos que actúan de cebo) está preparado para engañarle. Cada vez que el “puteado” cree que eso “no puede ser verdad” y busca algo a lo que agarrarse… allí está el productor metiéndole el señuelo más adentro. Hasta que al final acaba rindiéndose a las “evidencias” y dando por válida la versión artificial. Es verdad, luego hay “inocentes” que tragan con cualquier chapuza, y otros más incrédulos. Pero si se hace bien (con buena planificación y buenos recursos) cualquiera acaba cayendo.

Por eso, todo este tema me parece “tramposo”, y no vale para sacar conclusiones como muchos están haciendo sobre si unos verifican más y otros menos. Es verdad que en este caso los “derechosos” pecaron de pardillos a los que les perdieron sus ganas de “cazar” (qué casualidad, justo les llega a ellos nada más un video tan jugoso); pero estoy convencido de que si no lo hubieran aceptado de buenas a primeras, alguien de laSexta habría colgado el video en youtube, se hubiera difundido por internet, lo hubieran publicado… y les acusarían de lo mismo. Y si hubieran hecho más contraste, hubieran contactado con la becaria… etc. Da igual hasta dónde hubieran llevado sus cautelas, que los otros hubieran seguido engordando el señuelo hasta cazarles, porque ése era el objetivo. La pieza ha caído fácilmente, de otra forma hubiese costado más. Pero era sólo cuestión de ver hasta dónde estaban dispuestos a presionar.

Es una senda que me parece peligrosa. Si ponemos de moda el crear señuelos para “hacer gracia” (y no me cabe duda que hay brillantes creativos capaces de hacerlo con gran verosimilitud; y gente con recursos y contactos que permitan montarlos a lo grande) nos deslizamos a una especie de “día de los inocentes” perpetuo, donde hay que estar permanentemente desconfiando de todo (¿este video será verdad, o es montaje? ¿lo que me dice mi amigo será cierto o está compinchado también? etc.) El 28 de diciembre puede tener su gracia (aunque a mí nunca me lo ha hecho) porque suelen ser chorradillas sin malicia y además ya estás con la mosca detrás de la oreja. Pero si se hace con objetivos más “tocapelotas” en cualquier momento del año… mal vamos.

También en

Raúl Hernández González

Soy Raúl, el autor desde 2004 de este blog sobre desarrollo personal y profesional. ¿Te ha resultado interesante el artículo? Explora una selección con lo mejor que he publicado en estos años.

¡Y si te suscribes podrás seguir recibiendo más reflexiones y herramientas útiles para ti!

También en

Latest posts by Raúl Hernández González (see all)

37 comentarios en “La broma de Wyoming y los inocentes perpetuos

  1. El problema, Raúl, es que metes en el mismo saco a los dos a priori, sin conocer ninguna de los partes.

    Para que lo entiendas, por mucho que sean partidistas y sesgados, Losantos (“derechoso”) y Gabilondo (“izquierdoso”) no pueden ser metidos en el mismo caso. Aunque sean igual de manipuladores, igual de subjetivos y extremistas en sus planteamientos, sus formas son muy diferentes. Mientras uno es respetuoso y rara vez pronuncia una palabra más alta que otra, el otro insulta y veja directamente a millones de personas, cayendo en delitos cada dos minutos. Puedes estar cansado de esa confrontación, pero hay cosas que son difíciles de igualar.

    En este caso, Intereconomía cae en varios sacos más que los de la Sexta. Dices que los puyazos son cruzados, pero no lo has visto. Para empezar, uno es un programa de humor y el otro no, pero es que ni a mala leche los sketchs superan a los insultos directos. De hecho, lo único que le han reprochado seriamente los colaboradores de Wyoming a los de Intereconomía es que no siguen las normas deontológicas más básicas del periodismo. Y lo han demostrado.

    Y ya me callo :P Dices que no se puede contrastar una noticia así. ¿Te has parado a pensar que tal vez una noticia así debe ser desechada desde un principio? ¿Que un programa de debate político serio no debería publicar dicho material? ¿Dónde entra un contenido así en una cadena supuestamente de temática económica?

  2. Totally de acuerdo. No soporto el que ahora todo esté justificado “porque era una broma”. La burla, la mentira, el bullying, todo .. era una gracia.

    Mucha gente ve el primer vídeo y no ve la explicación y se queda con la mentira. O la recoge (como yo) y opina que Wyoming es un cretino. Pues bien, me sigo quedando con que es un cretino después de la explicación.

  3. Victor desde cuando los programas de Wyoming son de humor, lo siento pero de humor poquito y contenido político todo.
    Para mi, si podemos meterles a los dos en el mismo saco, igual que a Los Santos y a Gabilondo, te gusta mas el estilo de Gabilondo pues me parece bien, pero desde el punto de vista, de uno asqueado con la lucha partidista, los dos me parecen iguales.

  4. Yo me pregunto si es buena estrategia poner parte de tu tiempo en una pelea con otro programa. Igual ayer tuvieron una audiencia muy alta por la gente que quería ver cómo reaccionaba Wyoming pero, ¿es buena tele que da buenos resultados a largo plazo?

    Me parece a mi que la tele española se parece más a “Dallas” que a Studio60. (Al igual que sus espectadores)

  5. Hay que ponerse en contexto, El Intermedio no es un informativo y el Gran Wyoming no es un presentador tradicional, es un actor y un ‘payaso’, ese es su juego, y lo juega muy bien (además de que, a mi entender, es una persona muy inteligente y muy rápida). El programa no pretende ser un debate y solo saca imágenes de otros en respuesta a ataques directos.

    Por otro lado, La Sexta trabaja siempre hacia una estrategia muy agresiva, en la que solo está fuera de lugar el insulto, se ríen de si mismos y no les importa.

    Como siempre, hay opiniones para todos los gustos, pero yo creo que han utilizado una herramienta muy de su estilo y que responde a la forma de actuar del programa.

    Además, que él pueda ser una mala persona o no no se explica por un mal momento, podría haber sido simplemente un calentón y punto.

  6. A mí, que no soy “fanboy” de nadie, me resulta igualmente repugnante el sectarismo de unos y de los otros. Unos lo hacen con un estilo y otros con otro (cada uno tiene sus fans, y a mí tampoco me gusta el “estilo Losantos”), pero en el fondo son lo mismo como apunta luis: desprecio y mala baba a quienes no piensan como ellos, y eso les pone a la misma altura. Luego los “fanboys” ya se encargan de gritar a los cuatro vientos que los suyos son los buenos y los otros los malos.

    Ayer vi el programa después de publicado el post; también he visto alguna vez el programa de Intereconomia. Ya tengo “contexto” ¿Hace que cambie ni una sola coma del mismo? No, ni una sola. Y la reflexión sobre lo que “podría haber pasado” es la importante: cuando unos medios ponen en su ideario “putear al enemigo al precio que sea”, lo consiguen; pero en el camino se dejan muchas cosas.

    Tan poco ético es “publicar cualquier cosa sin comprobar” (aunque insisto, es un video, ¿qué hay que comprobar?) como “fabricar noticias para que otros piquen”. Y en ese sentido, a mí el artículo de El País me parece que tiene un enfoque muy sensato (al margen de que, también, aproveche a dar estopa a sus “enemigos”).

    Cada cadena, cada programa, es responsable de su línea editorial, de sus contenidos, de su enfoque. Ellos sabrán el público que quieren. A mí me da pena que cada día más observo la radicalización de las líneas editoriales (en radio, en prensa, en televisión). Han dejado de ser “medios de comunicación” para ser “medios de agresión”, todo da igual con tal de arrearle al de enfrente. Y a mí, que no me siento cómodo en los extremos, me cuesta cada día más encontrar un medio que no me genere rechazo. No puedo con “los de la Cope”, pero tampoco con “los de laSexta”, cada uno con su rollito “somos moralmente superiores y despreciamos a los otros”.

  7. Yo creo también que estás llevando a extremos este caso. Por que lo mismo pasa con los Oax por correo, qué pasa que ahora no te crees nada que venga por email? pues siempre habrá de quien sí te lo creas y de quien no. Pues esto es igual. Si es el Gran Wyoming quien lo hace pues lo pongo en duda porque es un hombre de espectáculo, pero si lo hace un informativo sí me lo creo y es ahí dónde cada medio marca una barrera, si quiere dar credibilidad no puede jugar a estos juegos y si juegas pues la perderás y yo me fiaré de otros y me divertiré o no con el que manipula.
    No creo que lleguemos en ningún caso a extremo de que no haya ni un solo canal de fiar, espero.

  8. Adrián, que Wyoming sea un “payaso” no quita para que tenga una profunda intención política. Emilio Aragón era un payaso pero no ponía su humor al servicio de ninguna idea.

    Personalmente no creo que sea una mala persona, y reconozco su inteligencia y su agilidad mental. Pero creo que su ramalazo sectario también es evidente, no hace “humor blanco” precisamente.

    Trex, yo tampoco creo que llegue a extremos. Pero creo que es un camino peligroso, creo que se está anteponiendo la animadversión política a otras cuestiones. Y es un camino que no me gusta.

  9. Por supuesto que no hace humor blanco, en eso estamos de acuerdo, pero como digo es un actor y cobra por ser como es, pasa lo mismo con casi todos, además defiende un ideario muy claro, al que no le gusta no lo ve, pero él sigue igual.

    Siempre ha hecho el mismo tipo de televisión, de hecho muchas veces le ha costado que se le cancelen los programas, pero él ha seguido en su línea.

    Está claro en que quizá el medio no sea el más acertado o tal vez sí, eso depende del punto de vista de cada uno. Por otro lado Emilio Aragón no actúa así porque tiene gente que se decdica a poner esa cara mientras él es el amigo afable de los niños.

  10. Por otro lado, me parece genial que tengamos desavenencias en esto, porque no se debe estar 100% de acuerdo con una persona (eso huele a adoctrinamiento y dictadura). Te respeto y me parece que te has expresdo perfectamente, aunque a mi no me desagrade tanto esta actuación en particular.

  11. Pues la verdad, si una noticia no es verificable de ninguna manera…

    igual lo que hay que hacer es no publicarla ¿no?

  12. No me gusta nada este ambiente de “mal rollito”. Lo que pienso es que los de Intereconomia se la van a devolver más tarde o más temprano y no precisamente en forma de broma.
    A mi solo me gusta SLQH pero creo que La Sexta se está creando demasiados enemigos: Tele 5, cadenas digitales de derechas, todas las nacionales por la broma de la lotería… La lógica es que al final todas se unirán para hacerles algo gordo a La Sexta. O les pasará como a Pedro y el Lobo que cuando sea verdad, nadie se lo creerá.
    Por otra parte, todo esto es muy interesante para realizar un estudio sobre comunicación (Tipo Guerra de los Mundos).

  13. Hombre Raúl, la diferencia entre Losantos y Gabilondo es palpable. ¿En serio no la ves? ¿En serio te parecen igual de agresivos? Hay veces que al intentar estar en un punto equidistante, intentamos igualar cosas que no son iguales.

    Te lo repito: ¿crees que Gabilondo usa forma y fondo similares a Losantos? ¿Le has oído a Gabilondo alguna vez insultar? ¿Cuántas condenas atesora Gabilondo? Ahora resultará que Losantos es un perseguido político y en su programa no ha insultado a todo el mundo. Raúl, metiéndoles en el mismo saco no te quedas en un punto equidistante.

    Lo mismo con Wyoming e Intereconomía, las formas son iguales.

  14. Wyoming dijo ayer “hay que colgarles de las tripas de los curas”. Pero bueno, oye, como es un guasón pues hay que tomárselo a broma. Pero si Fraga dice que a los nacionalistas hay que colgarlos se monta la marimorena, es un fascista, blah, blah, blah. Claro, Wyoming es que “hace humor” y los demás quieren dicen en serio que quieren colgar a la gente.

    Sin duda, cada personaje tiene un estilo, una forma, y no son iguales. Pero el fondo (el desprecio por quien no piensa como ellos, el considerarse moralmente superiores a los de enfrente) les iguala. Y para mí ese odio visceral y ese comportamiento sectario, ese no perder oportunidad de atacar al contrario, es un rasgo común muchísimo más relevante que sus diferencias formales.

    No hace mucho que se han hecho risas con el atentado que sufrió Jiménez Losantos, entregándole además el premio “Gilipollas del año” Eh, pero como es de la Cope, las risas están justificadas. Si hablamos de colgar a gente de las tripas de los curas es festival del humor, al fin y al cabo se puede uno reir de la Iglesia todo lo que se quiera porque en fin, son lo peor y se lo merecen.

    Lo que no veo correcto es que las manipulaciones y salidas de tono de unos son intolerables, y las manipulaciones y salidas de tono de otros se miren con condescendencia o incluso con simpatía. A mí todas me parecen igualmente reprobables.

  15. Pues que quieres que te diga, sí me parecen igual de sectarios, uno muy educado y otro en plan predicador gritón, pero claramente manipulando hacia sus posturas, y creo que el educado ni siquiera eso, defendiendo las de sus jefes.
    Y en cuanto a las formas, estoy ya muy cansado, que por que una persona simplemente tenga un comportamiento moderado en su habla y en sus gestos y no diga una palabra mas alta que la otra, pueda solo por eso tener razón, yo escucho, analizo y veo que en el fondo la intención es la misma, intención clara de manipular al que les escucha o ve.

  16. De acuerdo contigo en que la práctica no es buena. Igual que no me gusta mucho lo que hacen con el follonero y meter a una falsa ganadora de la lotería en los medios y tal.

    En este caso me parece algo que se podría catalogar como legítima defensa viendo lo que los otros estaban diciendo, sobretodo de la chica, diciendo que ella no es periodista y siendo además claramente machistas en sus comentarios (el de la copa del sujetador era vomitivo, o insinuar que practica la prostitución por disfrazarse de prostituta). Así que creo que está bien hecho, se la han tirado a ellos (no a todos) y los otros se lo han tragado porque era un plato demasiado suculento tener esa bomba para poder hacer más sangre.

  17. Raul, discrepo en el planteamiento de poner al mismo nivel a los dos. No soy seguidor de Wyoming y ayer vi el programa por puro morbo, lo admito. Me enteré de la polémica con la otra cadena, y algunas de las cosas que pusieron (lógicamente sesgadas pues era la versión de la sexta) me parecieron tremendas. Entre ellas el desprecio a la chica que presenta con Wyoming, no recuerdo el nombre, y también la frase con la que presenta el video el de intereconomía “con modales de capitalista” como un insulto… Si considera que esos son los modales de capitalista…
    Por otro lado, creo que la sexta lanzó el anzuelo y picaron. Crees Raul que habrían hecho esto o lo otro, pero lo único que hicieron fue enviar un mail casi anónimo. Y eso fue todo lo que necesitaba Intereconomía para lanzar sus cañones y abatir la presa. Exclusiva mundial, debates (que debate por dios… ¿de donde sale esa gente?) y una cascada de insultos sin límite.
    En el fondo ha sido como el timo de la estampita, pero en vez de dinero, ofreciendo humillar al enemigo (porque así se tratan por lo visto) y han sido tan poco profesionales y rigurosos para picar sin indagar más allá. Por pura prudencia deberían haber esperado, investigado algo, demostrado que son los periodistas que dicen ser…
    “¿Saben? La primera regla de un timo es que no se puede engañar a un hombre honrado. No se ha hecho nunca. No puede suceder. Imposible. Solo funciona si alguien quiere algo a cambio de nada. ¿Y qué hacemos? Pues le damos nada a cambio de algo.” Hustle, lo leí en microsiervos hace tiempo
    Si estoy de acuerdo en que el nivel de la tele cae en picado, desde hace mucho. ¿Que es lo siguiente? A saber
    Un saludo a todos

  18. Anoche estábamos twitteando “en directo” el desenlace que Wyoming ponía al tema “Becaria” en su programa “El intermedio”. Y, aunque no me considero obtuso a la hora de apreciar el humor de las cosas (más bien al contrario), el caso es que se me vino encima una “tristeza social” infinita. O a lo mejor era sólo una “tristeza estatal”. No sé.
    Y “pié” esto: http://twitter.com/albero/status/1171042538
    Porque seguimos enzarzados en las mismas guerras de “derechosos” e “izquierdosos” (y “centrípedos”), porque seguimos etiquetando (como dices Raúl en un post que sucede a éste) a “rojos” y “azules”, a “comunistas” y “fachas” y porque seguimos tan entretenidos con nuestro “pan” y nuestro “circo”. Al final, el airón invernal se llevará todas las polémicas y debates, las olvidaremos o nos inventaremos otros (con las mismas etiquetas) y del ruido de ayer sólo quedarán dos cadenas infladas a beneficios con los SMS de los incautos.

  19. Leon, estamos discutiendo a dos niveles distintos. Lo de poner al mismo nivel a los dos me refiero de forma general a poner al mismo nivel a personas cuya seña de identidad principal es un ideario político y el desprecio por quienes no piensan igual.

    En cuanto al asunto en sí: ¡por supuesto que los de Intereconomía han sido unos cafres durante mucho tiempo! No pretendo salvarles la cara. Pero ni por este programa ni por ninguno, porque cada vez que he pasado por ahí y he visto uno de sus debates he sentido vergüenza ajena al ver a tanta gente con el conocimiento nublado por su ideología política.

    Y en este caso, además, se han lanzado como fieras muertas de hambre a por la presa.

    Pero eso no quita para que “fabricar noticias” me parezca una cosa complicada. No estamos hablando de “hemos lanzado un rumor”, no. Estamos hablando de “hemos mandado un video falso”. ¿Qué es lo que hay que verificar en un video? ¡Si lo estás viendo con tus propios ojos!

    No sé si recordáis (toma argumento) la cuestión aquélla del Sorpresa Sorpresa y Ricky Martin y la mermelada. Aquello fue un rumor. Imaginaos que alguien os enseña EL VIDEO de toda la escena, con Ricky Martin perfectamente visible en el armario, haciendo declaraciones después de “ha sido muy fuerte”, etc… es que el video YA ES la prueba máxima. ¿Cómo vas a “comprobarlo”? Si te han enviado un video falso para que piques, ¿acaso no seguirán la broma después?

    Intereconomía responde al mail “Hola, muy interesante; ¿podrías decirnos quien eres y cómo has obtenido el video? Mandanos una copia del DNI también, por favor.”

    Opción de respuesta A:
    “Me llamo Pepe Pérez, estaba de público en el programa de Wyoming y durante los ensayos se montó este lío y lo grabé por el móvil”

    Opción de respuesta B:
    “Me llamo Pepe Pérez, soy guionista de laSexta y estábamos intentando colaros una noticia falsa… ¡pero nos habéis pillado!”

    Seamos serios, ¿qué respuesta creeis que se habría dado? La voluntad era crear una noticia falsa. Hicieron un video falso, crearon un email anónimo, cuando el tema salió a la luz se llamó a la prensa para decir que “no sabían nada” y luego para decir “es una broma, pero no podéis publicarlo”. Eso es lo que hicieron. ¿De verdad pensáis que, si en Intereconomía hubieran estado más suspicaces, se hubieran quedado ahí? Yo creo que no.

    Pero efectivamente, es especulación. Ahora bien, quedándonos en lo que realmente ha sucedido, ya me parece suficiente.

  20. A ver que a mi toda la historia me ha parecido chusca, como a ti. Y de hecho confieso que ayer andaba pensando “a ver si va ser que el wyoming la ha cagado de verdad”. No sé en parte me la coló a mi también.
    Pero admitiendo que fabricar noticias está esencialmente mal, aqui tampoco en la sexta estaban inventandose algo de los demás si no sobre sí mismos. Estaban poniendole en bandeja al enemigo algo tan fácil. No sé quizá por mi pasado auditor desconfío de todos… ja ja, lo que una gerente llamaba “escepticismo profesional”, pero bueno es que yo en lugar de intereconomía habría atado cabos, habría esperado a que saliera en youtube sin ponerlo ellos en la tele, porque si no da la impresión de que te lo han mandado solo a ti para algo. Habría hecho llamadas a ex-compañeros de wyoming para ver si la cosa es creíble o habría preguntado a ex-becarios de la sexta. A la gente le encanta hablar de los famosos, les tiraría de la lengua y así ver si la cosa cuadra con el wyoming de fuera de cámara. Habría esperado a ver si lo volvían a enviar, es que vista la historia completa tiene un tufo a timo que estampa. Y los de intereconomía la cagaron con todo el equipo. Por falta de profesionalidad y por cenutrios.

    Y entiendo lo que dices de ponerlos a la misma altura en el tema del ideario político. Pero incluso en eso yo tengo mis dudas. No sé si intereconomía está relacionado con la cope y libertad digital, pero ahi ya uno empieza a pensar que más que ideas, lo que se están repartiendo son euros, peleando por el pastel de audiencia más o menos aficionada al insulto. Viendo la de libros que publica el tal Cesar Vidal pues estos querrán tambien su parte de la tarta.
    Y ojo que una pelea parecida hay en el lado de los pro-PSOE, entre Prisa y Mediapro a cuenta del futbol o de lo que sea. Al final, euritos.

    PD: joer lo de ricky martin, menuda historia, aun había gente que juraba y perjuraba haber visto el video de verdad. Eso sí que fue un viral a lo bestia.

  21. Efectivamente Leon, no se puede engañar con el timo de la estampita a una persona honrada.

    Pero desde luego si alguien quiere engañarnos, tarde o temprano lo conseguirá, básicamente porque no estamos siempre preparados para no creer algo, en apariencia verosímil.
    Sin embargo en este caso se trata de lo primero.

    No es un debate sólo entre izq. y der., se trata de honradez.
    El programa de Wyoming es un programa de humor y él es humorista. En el mismo programa han hecho bromas a costa de todo y de todos. Cómo debe ser.

    En el programa de Intereconomía, que me temo no es de Humor, no han sido ni cómicos, ni sutiles, han ido directamente a degüello. Con los comenarios de “Que sí miren a éstos feos” (con las peores fotos posibles del Roures o Wyoming), “que si esta no es periodista, sino que ejerce el oficio más antiguo del mundo” (vaya piedad cristiana).

    El objetivo de Wyoming (y lo ha dicho él) no era demostrar que eran falsos profesionales, sino tomarles el pelo, con su habitual e histriónico sentido del humor.
    Y me ha parecido perfecto, porque en éste caso al menos me ha parecido que se lo merecían.

  22. Si el objetivo es crear un señuelo para que otros piquen, no hay sistema razonable de verificación de fuentes que lo detecte, porque por cada verificación se puede poner engordar un poquito más el señuelo metiendo a más gente en el ajo.

    Eso sólo si el objetivo de wyoming es colársela sí o sí, a cualquier precio. Y en todo caso, implicar a toda la cadena en una mini conspiración va más allá de lo que puede hacer. Pero, según tú mismo, lo que quería Wyoming era comprobar si ellos hacían algo de trabajo periodístico o simplemente se lo creían sin más ni más. O sea, el mismo Wyoming ha establecido el límite del señuelo: con una llamada telefónica hubiera bastado.

    Lo que sí me hubiera molado es que los de intereconomía hubieran preparado otro contra-fake para pillar al intermedio. Eso habría estado bien.

    Respecto a “ya todo vale”: eso depende de lo que quieran hacer las cadenas. Wyoming no es responsable de lo que hagan los demás, sólo de lo que haga él. Si hacer fakes no entra dentro de los principios de otro programa, no los harán. El precedente no tiene por qué ser imitado.

  23. Pues, aunque suene exagerado, ayer vivimos un momento histórico en la televisión. La capacidad de generar polémica con algo tan básico es extraordinario. Con no más de 36′ de trabajo, se puede crear un formidable impacto mediático. Calculad: 30′ para pensar la idea y realizar el guión, 5′ para filmarlo y solo 1′ para que la bola de nieve empiece a rodar. Nunca con tan poco se hizo tanto.
    Es un victoria rotunda del “jogo bonito”, espectacular y desenfadado, sobre el “catenaccio”, ese juego duro y bronco, que aburre hasta a las ovejas.
    Yo no creo que se trate de una polémica entre derecha-izquierda. El Intermedio le ha dado más de una vez cera a Prisa, El País o Digital*, no nos olvidemos. En reailidad vivimos las luchas de los grandes grupos mediáticos o de productoras, incluso dentro de las mismas cadenas.
    Efectividad y talento en grado superlativo. Y ahí hay que quedarse.
    Sobre el paralelismo entre Gabilondo y Losantos me parece fuera de lugar. Uno, Gabilondo, es un periodista de prestigio y respetado; que se equivoca como todos y que sigue una línea editorial, sin insultos, que presenta la pluralidad (¿existe libetad sin pluralidad?) sin complejos. El otro, Losantos, es un comunicador que tiene la fea costumbre de mezclar sus opiniones con la información, con lo que convierte su discurso en pura desinformación. Que declara en voz alta a quien vota y a quien desprecia, que esconde y no respeta ni las decisiones judiciales, ni las instituciones que nos representan y que personalza sus obsesiones, descalificando a aquellos que no piensan como él. Sobre la pluralidad de Losantos (y la COPE o su periódico digital) no pierdo ni un segundo.
    ¿Comparables?. Me parece que no.

  24. ¿Momento histórico? Podría ser. ¿Talento, jogo bonito, y demás? Ahí creo que lo miras con buenos ojos. ¿Efectividad y talento? La Asociación de la Prensa no opina lo mismo, creo que ha dicho algo como trampa, engaño, algo deplorable que desprestigia a la profesion… espera, déjame adivinar, será que estos también tienen “tufillo” neoliberal-conservador. Aquí el que no baila el agua es que es un reaccionario.

    Yo lo veo como una estrategia de “una vez” (no como algo sostenible en el tiempo), hecha para atizar al rival ideológico (o mediático; me parece bien tu matiz, pero no cambia el trasfondo) y para ganar audiencia. Todo vale. Pues muy bien, viva el jogo bonito.

    Fran, la cadena ya ha estado implicada: primero diciendo a los medios que “no sabían nada” y luego confirmando (pero embargando la noticia hasta la emisión) que era una broma. Y utilizando el resto de su programación para engordar la bola y dirigir la atención al programa.

    Francesc, yo no sé si sueles ver a Gabilondo en su discurso pre-telediario. Francamente, si crees que no es opinativo… hay gente afín ideológicamente que lo califica como “la homilía” (pero claro, luego “el predicador del alba” es el diablo con cuernos). ¿Pluralidad? Uy, sí, no hay más que verle entrevistar a ZP, lo “plural” que se le nota.

    “Periodista de prestigio y respetado”. Hay gente que te dirá eso mismo de Losantos, y que desprecia profundamente a Gabilondo. Pero por supuesto, ellos son sectarios y de los del “tufillo”.

    Realmente esta es una discusión que no nos va a llevar a ningún sitio. Quienes tienen ya una opinión formada no la van a cambiar nunca: nosotros somos los buenos, ellos los malos, y a la guerra. Le reirán las gracias a los suyos, pondrán el grito en el cielo a nada que hagan los otros, y así hasta el infinito.

    En cuanto a mí; acepto que Gabilondo está un paso por detrás de Losantos en esa carrera. A Gabilondo puedo tolerarle, a Losantos no puedo (igual que a gente como Wyoming cuando se pone político, que es muy a menudo). Pero creo que si somos honestos tendremos que darnos cuenta de que tanto en un lado como en el otro viven en el convencimiento de que son “mejores”, y usan sus armas para despreciar y atacar al contrario: con el insulto, con la manipulación (más sutil o más obscena). Y a mí eso no me gusta, no me ha gustado nunca, y no me va a gustar jamás.

  25. Empiezo por el final. Coincido contigo: a mi tampoco me gusta. Y no me va a gustar jamás.
    Sigo. Es cierto, nadie va a cambiar de opinión. A la mayoría le resulta más fácil instalarse en el “hooliganismo” que en el sentido común. No requiere de muchos esfuerzos intelectuales. Es el “fat food” del pensamiento crítico.
    Sobre Gabilondo y su homilía. Es cierto, se postula, se inclina, se desmarca. Pero es que es un editorial!. Y de eso se trata. Estarás de acuerdo o no, pero diferencia perfectamente la parte opinativa de la informativa. Y esto no creo que merezca más discusión. Sobre su carrera, tampoco. Escucha con atención a Losantos: independientemente del tratamiento ideológico, comenta cada una de las noticias desde su punto de vista, aparcando la propia noticia y relegándola a una simple percha donde colgar toda su carga ideológica mezclada con fobias y filias. Ese es el gran problema: maltratar la propia noticia para destacar su opinión, que por supuesto nadie puede rebatir en ese momento.
    Sobre los comentarios de Urbaneja: es su opinión y me parece respetable. Pero si va a tratar esta historia como un “incidente” periodístico creo que se está equivocando. Si todos lo analizamos como un “divertimento” y lo contextualizamos dentro de lo que es, un programa de humor que habla de la actualidad, estaremos en el buen camino.
    Volviendo al símil futbolístico del post, quedémonos con la imagen del terreno de juego y no con el de las gradas, plagadas de “hooligans” vociferando la muerte del rival (o acordándose de la familia del arbitro)

  26. Sólo quería comentarte que me ha gustado tu entrada y el debate que ha generado, con buenas formas y razonado. Estas cosas hacen que recupere un poco la fe en el ser humano que otras me hacen perder…

  27. 1. Aunque otros medios intentaron verificar la noticia, entre elos El País. Dieron largas en la respuesta hasta que lo dijera Wyoming. O sea resultó inverificable hasta que Wyoming sacó el cartelito.

    2. Son ciertos los insultos de Intereconomia, y de hecho son deplorables. Pero más deplorable es que después de los videos que sacaron con los insultos de Intereconomia no hubieran puesto los suyos, que también los hubo hacia Intereconomia. Eso se llama manipular. Y hacer parecer que la venganza estaba justificada.

  28. Y no te olvides de todos los blogs de libertad digital que han caído cosa mala.

    La broma me parece un buen ejercicio de periodismo, una elegante forma de decir a los que insultan que son unos malos periodistas.

  29. Esencialmente estoy de acuerdo contigo, pero creo hacen falta matices. El problema es que hay un programa “más se perdió en cuba” que va de programa de investigación (al menos las 2 veces que lo he visto). Investigación seria. Y lo que hacen es algo así como la que hacían los del Mundo TV. Un producto lamentable, porque la investigación requiere mucho tiempo. Pero mucho. Y es tremendamente cara. No se hacen reportajes de investigación cada semana. Sencillamente no se puede.
    Dicho esto, el concepto de querer demostrar que el de enfrente es un desastre, roza lo vomitivo. Así que no defenderé a la sexta.
    Lo que es otra historia es si son mejores los de “izquierdas” que los de “derechas” en lo que a medios se refiere. Y me parece casi de mal gusto comparar a Losantos con Gabilondo. No saber distinguir entre lo que es una línea editorial y lo que es el insulto directo y constante se me hace incomprensible. Pero, como digo, ese es otro debate.

  30. Además, el presentador desvela que “teníamos un pacto de que si llamaban para verificar el vídeo decíamos la verdad, pero nadie llamó. […] La idea era demostrar cómo trabajan y lo hemos hecho”.

    (formulatv)

  31. He leído algunos comentarios que antes había pasado de puntillas y creo que debo completar el asunto entre las diferencias Gabilondo vs. Losantos.

    Veamos. Empecemos porque yo estoy bastante lejos de las opiniones de Gabilondo. Y es verdad que son homilías, adoctrinamiento. Es verdad que están sujetas a una línea editorial muy dura en el sentido rígido de la palabra.

    Ahora bien. Losantos insulta y acusa sistemáticamente. No es que sólo adoctrine, es que convierte en diablo al que no está con él. Pero ojo, e insisto. No es que de sus palabras se deduzca que el que no está con él no va por el buen camino (como puede estar haciendo Gabilondo). Es absolutamente explícito. Aspectos idelógicos que comparto los ha tachado, sin temor, de terroristas. Sin tapujos. A otros los insulta llamándolos homosexuales en una forma algo más grosera y entendiendo la homosexualidad como algo negativo. Recuerdo una frase (antológica) de este tipo en plena negociación del estatut y de la aprobación del matrimonio gay; “Zapatero sólo habla con homosexuales, catalanes y terroristas. A ver si algún día habla con gente normal”. Creo que es muy definitorio de lo que hace uno y NO hace el otro.

  32. Lo que han hecho no tiene ni pies ni cabeza. El fin no siempre justifica los medios. La falsedad me repele, y en este caso concreto me parece, como bien has escrito, de un grado de “retorcimiento” increíble. Lo cierto es que la tele la enciendo cuando juega mi equipo de fútbol, y ejemplos como éste me reafirman en que es una postura sanísima.

  33. Vosotros pensais que ha sido una broma? jajaja. Entonces también creeis que los programas de adivinar las palabras son de verdad ,no? Vale, vale…

Deja un comentario