Los sindicatos vs. el consultor

El otro d�a, en el cliente en el que estoy, pasaron una nota de un sindicato. En ella se se�alaba directamente a unos consultores (me ahorro el nombre) como culpables de enrarecer el ambiente mediante una circular en la que poco menos que se obligaba a los empleados a asistir a sus cursos.
 
Ya est�. El proyecto a la porra. En este caso, los consultores de formaci�n van a recibir en sus cursos a grupos de empleados cuando menos mosqueados, si no directamente combativos. Lo lamento por el pobre chico / chica que tenga que enfrentarse a ellos.
 
Y es que con los sindicatos hay que tener mucho cuidado. En mi opini�n, suelen estar escasamente preparados, tienen una visi�n enormemente miope de la realidad, tienen una facilidad enorme para la demagogia y tienden a proteger por encima de todo sus propios intereses y status quo.
 
Todas estas cosas les descalificar�an como interlocutores pero, a la vez, les convierte en entidades peligrosas si tenemos en cuenta  que tambi�n tienen el poder (protegido por la normativa) de enrarecer el ambiente y soliviantar al personal a trav�s de notas y soflamas. Y tambi�n tienen el poder de la amenaza, de "y si no, vamos a la huelga", lo cual les da un as en la manga permanente y linea directa con la direcci�n.
 
Por lo tanto, los consultores nos vemos obligados a lidiar con los sindicatos con mucho tacto. Son como un campo de minas que, a la que nos descuidemos, podemos pisar reventando nuestros proyectos. Y un campo de minas especial, porque su l�gica muchas veces difiere de la nuestra, lo que nos obliga a un esfuerzo doble. Sobre todo teniendo en cuenta que, en la mayor�a de las ocasiones, nos ver�n como un enemigo, un arma que la direcci�n utiliza en contra de "los trabajadores y las trabajadoras".
También en

Raúl Hernández González

Soy Raúl, el autor desde 2004 de este blog sobre desarrollo personal y profesional. ¿Te ha resultado interesante el artículo? Explora una selección con lo mejor que he publicado en estos años.

¡Y si te suscribes podrás seguir recibiendo más reflexiones y herramientas útiles para ti!

También en

Latest posts by Raúl Hernández González (see all)

0 comentarios en “Los sindicatos vs. el consultor

  1. Tienes toda la raz�n, los sindicatos, son como RRHH y la guardia civil, que se supone que est�n para protegernos.

    Adem�s viven de puta madre, yo cre�a que “de mayor” quer�a ser funcionaria, pero QUE VAAA!! lo que quiero es ser sindicalista en la empresa privada, eso s� que es un chollo…

  2. Para eso estan los consultores. Asi la direccion de la empresa no se come el marron y las iras van para ellos.

    Lo de los sindicatos es una mierda y no estan en lo que tienen que estar. En mi empresa, por ejemplo, se dedican a preservar el estado de gracia de los empleados antiguos a costa de reducir privilegios de los que entraran en un futuro. Lo que pasa es que no se me ocurre con que se podrian sustituir.

  3. Realmnete, no considero que se deban sustituir, lo que tienen que hacer es realizar bien sus tareas. Como dice laceci, “est�n para protegernos”.

    El problema est� es que, la mayor�a de los sindicalistas, tienen el siguiente orden de prioridades :

    1� yo
    2� Sindicato
    3� la empresa y sus empleados (que son los que me dan de comer)

    y un objetivo muy claro, “VIVIR DE P… MADRE”

    Ante esta situaci�n, que se puede esperar de ellos. Que convoquen una huelga, por la guerra de irak (independientemente de las consideraciones pol�ticas, no creo que una empresa deba pagar por decisiones del gobierno) en lugar de pelear por una mayor calidad de vida para los trabajadores.

  4. Conoc�a todos los t�picos anteriores sobre los sindicalistas, pero no me los cre� hasta que un d�a me cruc� en el and�n del AVE con C�ndido M�ndez y su s�quito (UGT) y comprob� que mientras la mayor�a de empresarios y consultores viaj�bamos en Preferente, �ellos viajan en Club!

  5. Estoy totalmente de acuerdo especialmente en el tercer p�rrafo.

    Los sindicatos est�n totalmente integrados en el sistema y se han contagiado de todos sus vicios.

    Y s�, manipulan con facilidad a una pe�a que con frecuencia no ve m�s all� de sus inmediatos intereses, incluso con una buena dosis de autoenga�

Deja un comentario